¿Qué es una recesión económica?

0 10

El término de recesión está muy vinculado con las épocas de crisis. Nos encontramos en un momento en el que desde distintos medios se anticipa una recesión para el año 2023, pero ¿Qué es exactamente una recesión económica?

Lo más importante, además de entender su definición, características, consecuencias y otros datos asociados a este acontecimiento, es ver como afecta realmente a los consumidores y ahorradores, es decir, al común de las personas que participan en una economía y que viven de su trabajo.

En el año 2008 se produjo la recesión previa más cercana y la que más recordamos en este momento. Empezando por Estados Unidos, se produzco una situación financiera muy inestable que acabo dañando a todo occidente y por consecuencia a prácticamente todo el mundo.

Actualmente estamos en un mundo globalizado, donde el comercio digital tiene cada vez más importancia. El hecho de poder hacer negocios con personas de cualquier parte del mundo hace que las consecuencias sean también muy generales y las crisis se extiendan con mayor facilidad.

Por ejemplo, si en un país estalla una situación de recesión, la contracción del consumo hace que se dañen las importaciones, lo que al mismo tiempo perjudica a otros países que obtienen ingresos de exportar sus productos a esos países.

Este tema es bastante complejo y está continuamente sujeto a debate. Por eso, en este artículo queremos arrojar algo de luz y analizar de forma objetiva tanto las causas como las principales consecuencias de este fenómeno económico.

¿Qué se entiende por recesión económica?

De forma técnica, se define como recesión económica a los períodos de la economía en los que hay una reducción o una pérdida más o menos drástica y generalizada de la actividad productiva y económica de un determinado país.

Para considerar que se ha entrado en recesión, se utiliza como medidor el Producto Interior Bruto en tasa interanual. Si durante dos trimestres el PIB se reduce, se considera que esa economía a dejado de expandirse y ha entrado en una fase en la que se está reduciendo.

Esta situación trae multitud de consecuencias negativas al reducirse el empleo, el consumo y en definitiva la actividad económica. También reduce las inversiones puestos que los riesgos son mayores.

conocimiento financiero para evitar los problemas de la recesión económica

La política monetaria en las recesiones

A lo largo de la historias se han producido muchas épocas de recesión debido a factores como la guerra o la repentina falta de algún tipo de elemento fundamental de una determinada economía. En el caso que estamos presenciando en esta década de los 20 del siglo XXI, la expansión monetaria ha tenido mucho que ver en la aparición de este fenómeno de los ciclos económicos.

Tras la pandemia, la gran inyección de liquidez que se hizo para superar el parón económico ha tenido sus consecuencias. La inflación está a niveles muy altos y los bancos centrales no han tenido otra opción que subir los tipos de interés.

Esta medida que combate la inflación, al mismo tiempo parece que será uno de los principales causantes de la recesión que se avecina. Por tanto, todas las decisiones tomadas tienen su lado negativo, lo ideal es que las personas tengan el conocimiento financiero necesario para poder anticiparse y tomar las mejores decisiones para proteger su capital y su nivel de vida.

¿Cuánto puede durar una recesión económica?

Para poder dar una respuesta a esta pregunta es necesario disponer de los datos macroeconómicos de un país concreto. También, conocer la situación de sus países vecinos y en especial de los principales importadores y exportados con lo que esa nación tenga relaciones comerciales.

Desde el punto de vista de algunos economistas, la recesión no es realmente preocupante a no ser que se prolongue demasiado en el tiempo. Lo bueno es que según el ejemplo histórico, es difícil que una recesión dure más de un año.

Por ejemplo a pesar de las graves consecuencias que tuvo la Segunda Guerra Mundial, la recesión posterior al final del conflicto duró unos 10 meses. A partir de ahí comenzó de nuevo el crecimiento económico, aunque claro está, hay que tener en cuenta que muchos países lo que realmente estaban haciendo era recuperar la riqueza que se había destruido durante la guerra.

Es posible tener la certeza que cuanto va a durar la próxima recesión económica, pero si las medidas que se tomen son más o menos coherentes con respecto a los datos y la teoría económica lo normal es que sea una situación que no se prolongue demasiado en el tiempo.

crisis financiera en la economía

Las causas de una recesión económica

Además de la política monetaria, la guerra y otras situaciones ya comentadas en las que influye directamente la clase dirigente, también se puede producir una recesión por causas incontrolables o incluso por las malas decisiones de las personas que actúan en una determinada economía.

Uno de los principales factores que pueden llevar a la recesión es la sobreproducción, algo muy criticado en el actual modelo económico. Cuando se dispara la demanda por un determinado producto, se produce una sobrexplotación por parte de las empresas para satisfacer esta necesidad. Cuando después la demandad disminuye, hay un excedente de producción que no tiene salida en el mercado.

Si esto ocurre dejará a la empresa en una situación muy delicada, en la que tendrá que reducir su actividad y por tanto probablemente despedir a algunos de sus empleados o reducir salarios. Esto al mismo tiempo hace que haya menos trabajo y que esas personas consuman menos, por lo que se produce un efecto en cadena que reduce la riqueza general que se produce en un determinado país.

Si esto afecta a un solo sector determinado, normalmente no tiene mayor importancia salvo que esas empresas tendrás que dirigirse hacia otros nichos con más demanda. Es decir, tendrán que adaptarse o desaparecer. El problema viene realmente cuando se ocurre en un sector muy importante para la economía de un país, que sea capaz de provocar una reacción en cadena muy fuerte que sacuda toda la economía.

La incertidumbre que generan las posibles situaciones de crisis es también una causa de la recesión. De tal forma que es una situación que se alimenta a si misma si no hay optimismo y emprendimiento.

¿Te ha gustado?
También podría gustarte
Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.